CALONCHO

Blog

Después de una pequeña pausa para preparar todo lo relacionado al Fruta Vol. II, retomamos nuevamente este blog para llevarles hasta la comodidad de su pantalla algunos relatos del famosísimo y legendario #chtour.

Salimos de la megalópolis junto a los Technicolor Fabrics en una camioneta con pantalla de  40 pulgadas, perfecta para ver películas que siempre resultan ser distintas a la caja que las contiene.   

Después de pasarnos la salida varias veces (por no querer usar Google Maps) llegamos a la bellísima ciudad de Cholula, Puebla;  fascinante por sus calles pequeñas, muchos templos y colores.

Esa fue una noche bastante calurosa. Sala Forum estaba a reventar, la gente hervía de emoción y parecía una sauna. No pudo haber sido mejor.  Todos los que estuvimos ahí dimos todas nuestras energías. Literalmente sudamos la camiseta, una excelente manera de comenzar.  

Highlight: El público cantándole a Ruko las mañanitas.

Una foto publicada por Dextr™ (@elesdex) el 8 de May de 2015 a la(s) 8:56 PDT

La siguiente parada fue Tlaxcala. Tercera vez que visitamos este rincón mágico de México. Como es costumbre comimos en Cohtán Eco Café, siempre con un menú delicioso y sorprendente al paladar.

 Caminamos junto al río que atraviesa la ciudad y nos tocó ver también el tianguis con su gran variedad de productos locales. El pan dulce estuvo riquísimo.  En la prueba de sonido hubo una convivencia bien bonita, cantaban todas las canciones. De noche compartimos escenario con Ventilader además de los Technicolor Fabrics. Ya sabrán lo buena que se puso esa fiesta también.

Highlight: Los regalos de nuestra gente querida.  Gracias.

Una foto publicada por Dextr™ (@elesdex) el 16 de May de 2015 a la(s) 6:50 PDT

Volamos temprano para llegar a Culiacán, tierra fértil donde se dan los mejores frutos de la naturaleza. Curiosamente no puedes pasar fruta y vegetales en el aeropuerto para evitar contaminar tantas hectáreas de siembra que tienen.

Celebrábamos el Vigésimo Festival Internacional de la Cultura y también el aniversario de la Universidad Autónoma de Sinaloa. Con una megapantalla de fondo y una plaza pública a un costado estuvimos en el escenario indicado. Ese espacio público se llenó con una mezcla muy rica de aquellos que conocían y cantaban las canciones, pero también aquellos que descubrían por primera vez esos sonidos. Acabamos gloriosamente ese show. Y para celebrar nos invitaron a cenar a Casa María. Nos quedamos con ganas de regresar a todas las ciudades de Sinaloa.

Highlight: Las atenciones del equipo UAS.

 

PD: Eso es todo por ahora, aún quedan varias reseñas por hacer de shows de este año. Sigan en sintonía.